Incentivos y técnicas para motivar a los trabajadores

Está contrastado suficientemente que los empleados que si los empleados están más motivados también son más productivos.
Acuden al trabajo más contentos, aprovechan mejor el tiempo, rinden más y eso conlleva mejores resultados para la compañía. Un claro beneficio tanto para la empresa como para el propio trabajador.
Más allá de los sueldos, las pagas extra y los incentivos económicos, existen otras formas de motivar al personal para que se sienta a gusto en su puesto laboral. Crear un clima de trabajo agradable, reconocer los logros o ser flexible en el horario son algunas de las claves para mantener una plantilla entusiasmada y garantizar el éxito de la empresa.
Uno de los incentivos que cada día cobra más importancia es la formación de los empleados. Esta formación permite un conocimiento más global de la empresa y de la tarea que desarrolla en trabajador.
No obstante, los cursos de formación deben de tener cierta calidad y estar bien programados y deben contar con un seguimiento adecuado para corregir disfunciones y mejorarlos de forma continua . Un ejemplo de la efectividad de los cursos de formación para empresas es http://javierortego.com/in-company   en los que se destacan dos áreas de formación: el  área de gestión al cliente y el área del desarrollo del talento directivo.

Ver vídeo sobre técnicas para motivar a los trabajadores: